Ventanas Termopanel Concepción | Ventanas Biobío

Blog

El Aislamiento Térmico

El Aislamiento Térmico es un conjunto de técnicas y materiales utilizados para aislar o separar un espacio climatizado del exterior o de otros espacios para reducir la transmisión de calor entre ellos.

También este concepto es utilizado para bajar o eliminar la transmisión de calor en conductos que transportan fluidos a distinta temperatura del ambiente.

En este artículo nos enfocaremos en el aislamiento térmico de la construcción o mejor dicho de nuestras viviendas, que es aquel lugar donde podemos sentir y vivir los beneficios de realizar o aplicar estas técnicas de aislamiento.

Trabajar en el aislamiento térmico de una vivienda es la mejor forma de evitar pérdidas o ganancias excesivas, consiguiente un importante ahorro de energía. Utilizar un buen aislante térmico en paredes, incluso en techos y suelos, junto con ventanas y puertas puede suponer unos ahorros energéticos de hasta un 35% en el gasto de calefacción.

Aislamiento Térmico Vivienda

Características del Aislamiento Térmico

Para definir el mejor aislamiento térmico que debemos utilizar en una vivienda, debemos tener presente alguna de las siguientes características:

Transmitancia Térmica

Es la energía calórica que un material transmite por unidad de superficie y diferencia de temperatura. Es básicamente una medida de energía que se pierde por una unidad de superficie de un material, y se expresa matemáticamente como W/(m2*°C).

Para el caso de las ventanas, tenemos la siguiente tabla:

Tabla Transmitancia Térmica

Con esta tabla podemos calcular la pérdida de energía que tiene una casa según las ventanas que tenga instaladas.

Si la vivienda (casa) tiene 15m2 de ventana metálica (con un valor U=5,7, según tabla), y que la diferencia de calor en invierno con el exterior es de 12°C. Con estos datos, la pérdida de energía a través del total de las ventanas de nuestra vivienda es:

Es decir, por cada hora, por la superficie de las ventanas, se pierde calor equivalente a 1.026W.

Fomula Transmitancia Térmica

En cambio, para una ventana de PVC y cristal termopanel común (4+12+4), la pérdida de calor es de 450W, lo que equivale a menos de la mitad de una venta metálica.

El espesor del material “e”:

A mayor espesor “m”, mayor resistencia térmica. No hay que olvidar que la resistencia térmica de un material se calcula como el cociente entre el espesor y su conductividad (Rt=e/λ, donde e es el espesor en metros).

Entonces el mejor aislante térmico sería el que tenga las siguientes prestaciones:

  • Baja conductividad y alta resistencia térmica: para protegerte contra el frío y el calor.
  • Aislamiento acústico: si posee fibras amortigua y absorbe el ruido.
  • Una alta resistencia al paso del calor (R): para retrasar la entrada del calor en verano. (R entre 2 y 2,5 es un buen aislante)
  • Un buen comportamiento contra el fuego, para mejorar la seguridad en la vivienda.

¿Qué debemos tener presente antes de trabajar en el aislamiento térmico de una vivienda?

Algunos de los puntos que debemos tener presente al momento de definir cómo aislaremos térmicamente una vivienda son:

La ubicación geográfica

El tipo y características de asilamiento térmico dependerán de la zona geográfica y climática donde esté ubicada la vivienda, ya que si es en una zona calurosa el tipo de materiales a utilizar sería diferente al que se necesitaría en una zona templada o fría.

La orientación con respecto al sol

Si tenemos una vivienda muy expuesta al sol con grandes ventanales, la ganancia de calor va a ser muy elevada, por lo tanto, si a esta vivienda le aplicamos una gran cantidad de aislamiento y nos encontramos en un clima temperado con inviernos suaves y veranos cálidos, estaremos consiguiendo un efecto horno en el interior.

El tamaño de la vivienda

Las dimensiones de la vivienda influirán en la cantidad y tipo de los materiales que se utilizarán para el aislamiento térmico de esta.

La materialidad de la vivienda

Si hay algo que definirá las técnicas y/o materiales que se utilizarán para aislar térmicamente una casa será, los materiales de construcción de esta. Si es una construcción de ladrillos reflectantes, madera, concreto o mixto, lo que se aplicará variará de  una a otra.

Evitar puentes térmicos

Un puente térmico es una zona de la vivienda en contacto con el exterior donde se transmite calor debido a que se ha interrumpido el  aislamiento. Esto se puede producir en los encuentros entre ventanas y muros o entre cubiertas y muros.

Las corrientes de aire o las pérdidas de calor que se producen en zonas con puentes térmicos pueden llegar a representar el 25% del total de pérdidas energéticas de un hogar en los meses hibernales.

Ventana Soleada Temperatura

Tipos de Aislamientos Térmicos

El aislamiento térmico de una vivienda puede ser realizado en el exterior  y también en el interior tanto de forma conjunta o por separado dependiendo de las posibilidades técnicas y de espacio que tenga la vivienda, como económicas de la familia o grupo de habitantes de esta.

Aislamiento Térmico Exterior

Esto consiste en revestir la fachada de una vivienda con distintos matearles aislantes, tales como Poliestireno Extruido, el Poliestireno Expandido o la Lana Mineral.  También es posible aislar por el exterior con paneles de Fibra de madera.

Si se coloca el aislamiento térmico en  la cara exterior de la fachada, la solución constructiva se denomina SATE (Sistema de Aislamiento por el Exterior).

Algunas de las ventajas del aislamiento térmico son:

  • Se actúa sobre la mayoría de puentes térmicos reduciendo la perdida térmica.
  • No se reduce la superficie útil interior en el caso de rehabilitación de la vivienda, como sí sucede cuando el aislamiento térmico se instala por el interior.
  • La obra no afecta a la actividad de los usuarios de la vivienda durante su ejecución.
  • Se reduce el riesgo de condensaciones intersticiales y también de condensaciones superficiales.
  • Permite aprovechar la inercia térmica del cerramiento por el interior. De esta manera es más fácil mantener una temperatura constante a lo largo del día.
  • Mejora el estado de conservación de la fachada desde el exterior renovando su aspecto exterior y revaloriza el valor de la vivienda.

Aislamiento Térmico Interior

El realizar el aislamiento térmico en el interior de una vivienda es una opción más económica que el aislamiento por el exterior y una gran ventaja es que puede llevarse a cabo de forma individual a voluntad del propietario, aunque tiene el inconveniente de que se pierde algo de espacio interior.

Para realizar el aislamiento desde el interior se pueden usar placas rígidas de poliestireno extruido, placas de yeso laminado y paneles de lana mineral, entre otros sistemas de aislamiento para el interior.

Otros tipos de aislamiento térmico es el reflectante. Compuesto por varias capas de material reflectante, tiene un espesor mínimo y son fáciles de instalar y ligeros y son ideales para instalar bajo techos, buardillas y paredes.

Ocuparnos de sellar o cubrir todas aquellos espacios o rendijas por donde se pueda estar perdiendo calor o ingresando aire desde el exterior, tales como bordes de puertas y ventanas.

Remplazar marcos y ventanas por PVC y termopanales mejora el aislamiento térmico y acústico de nuestra vivienda y lograr así reducir el consumo de energía derivado de la calefacción o la climatización de la vivienda.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Te invitamos a comentar